Le cantan 260 años a hombre que violó a una bebé en Rhode Island; se desmayó al escuchar la sentencia

Un pederasta declarado culpable de abusar, incluso, de una bebé de tres semanas no aguantó la sentencia que se le impuso en una corte de Rhode Island y se desmayó en sala.

Thomas Goodman perdió el conocimiento por unos minutos, el pasado viernes, cuando escuchó que debía cumplir 260 años en la cárcel por los delitos cometidos, reseñan esta semana medios locales y nacionales. El término supera por mucho el pedido de los fiscales de 160 años.

“El nivel de depravación va más allá de la comprensión’’, argumentó el juez John McConnell al dictar la condena.

Goodman, de 45 años, resultó convicto de agredir sexualmente, además de a la infante, a dos menores de seis a partir de esa edad por el mismo periodo de años. Las víctimas ahora tienen 16.

Los abusos a la pequeña de tres semanas, los filmó en videos hasta que cumplió los 18 meses, e incluso los publicó en internet, de acuerdo con la prueba que desfiló en corte.

El pervertido fue descubierto luego de que sus jefes en la empresa fabricante de submarinos, Electric Boat, le quitaran su celular con el que se distraía en horas laborables y se toparon con las horrendas imágenes.