Un pez remo, que pronostica terremotos, aparece en playa de Montecristi

Publicado el

spot_img

En Playa Los Coquitos del municipio Pepillo Salcedo, provincia Montecristi, extrañamente este fin de semana salió a la orilla un Pez Remo de más de cuatro pies de largo.

El pez remo gigante (Regalecus glesne), también llamado el rey de los arenques, es una especie de pez lampridiforme de la familia Regalecidae. Tiene una distribución cosmopolita en todos los océanos, con excepción de las regiones polares.

El pez remo, que vive a profundidades de 250 a 1.000 metros, es el pez óseo más largo del mundo, pudiendo llegar hasta 11 metros de longitud y 200 kilos de peso. Su forma es parecida a una cinta, con una aleta dorsal a lo largo de toda su longitud, partiendo de entre los ojos hasta la punta de su cola. Los radios de las aletas son pequeños y pueden tener hasta 400 o más. Sus aletas pectorales y pélvicas son casi adyacentes.

Sobre este ejemplar existe una creencia que aparecen antes y después de un terremoto. Por eso suele llamársele “pez terremoto”. Pero no está demostrado científicamente que así sea.

Expertos en sismología ecológica aseguran que los peces del fondo del mar son más sensibles a los movimientos o temblores de las fallas activas que los peces ubicados más cerca de la superficie de los océanos.

La «leyenda» del «Pez Terremoto»

La creencia de que el pez remo pronostica terremotos surgió en Japón donde, en la mitología de ese país, a este ejemplar se le considera el sirviente o mensajero del rey dragón, el gobernante del mar. Los japoneses creen, además, que la persona que se tope con él quedará maldito.

La leyenda tomó aún más fuerza cuando docenas de ejemplares de esta especie aparecieron en las costas de Japón unos meses antes del tsunami que provocó el desastre de Fukushima. Esto generó cierta controversia sobre la supuesta conexión entre los avistamientos y los terremotos.

Años más tarde, un espécimen fue arrastrado a la tierra a lo largo de la costa de Santa Mónica (EEUU) y, además, se encontraron dos especímenes muertos en las costas de la isla Santa Catalina. En todos estos episodios cabe destacar que hubo episodios sísmicos en las mismas fechas, lo que llevó a vincular la presencia de este animal con el riesgo de temblores.

Por si esto fuera poco, también se dejó ver en una playa de México antes del terremoto de 7,5 en el año 2020 o en el de Panamá de 6,5 en 2021.

Este superpoder que se le atribuye es lo que más divide a los científicos, debido a que mientras algunos han probado con evidencias reales que los vínculos con la anticipación de temblores apenas se sostienen, otros aseguran que su conexión con las profundidades le puede hacer detectar movimientos en las placas.

Lo que sí se sabe del pez remo es que, al ser un animal de 200 kilos que nada en grandes profundidades, solo sale a la superficie si está enfermo, a punto de morir o parra anunciar un suceso negativo.

(Por Andrés Tovar / El Caribe)

En Portada

Uno de los móviles Android con mejor cámara, rebajado brutalmente por el Prime Day

El Amazon Prime Day de 2024 no cesa ni un instante sus ofertas y...

Gobierno presentará Reforma Constitucional al Congreso el 16 de agosto

El presidente Luis Abinader informó este lunes que la reforma constitucional será formalmente presentada...

México da permisos de estancia a 1.74 millones de extranjeros

El Gobierno de México ha otorgado permisos de estancia a más de 1.74 millones...

Unicaja ha actualizado su app, aunque sigue teniendo un pero

La app de Unicaja se ha actualizado hace un tiempo con un nuevo diseño...

Noticias Relacionadas

Apagones por salida de generadoras en el Cibao

Tras el paso del huracán Beryl, cuatro generadoras están fuera de servicio y ocasionan...

La Condesa explota en contra de los políticos

La comunicadora y asesora inmobiliaria Arisleyda Villalona, conocida artísticamente como La Condesa, explotó por...

Imponen visita periódica a agente policial por muerte de profesora en Tenares

El Tribunal de Atención Permanente de la provincia Hermanas Mirabal impuso visita periódica como...