Suspenden por un año a Bob Baffert

La Asociación Hípica de Nueva York suspendió el jueves por un año al entrenador Bob Baffert, debido a infracciones reincidentes en el suministro de fármacos a los caballos.

Como parte de la sanción, un panel tomó en cuenta el tiempo que Baffert había estado ya inactivo por una suspensión inicial. Así, el entrenador, dos veces ganador de la Triple Corona, podrá contar con caballos que compitan en carreras en Nueva York a partir del 26 de junio.

El fallo definitivo pone fin a una larga lucha sobre el estatus de Baffert en el estado desde mayo de 2021.

“Éste fue un proceso imparcial y deliberativo que derivó en una larga suspensión del entrenador más prominente de este deporte”, declaró el presidente y director general de la Asociación, Dave O’Rourke, mediante un comunicado. “Sin embargo, esto no se refiere sólo a Bob Baffert o a algún individuo, sino a la protección de la integridad de este deporte aquí en Nueva York. La decisión de hoy avanza hacia esa meta”.

La suspensión es menor a la de dos años que Churchill Downs le impuso a Baffert después de que Medina Spirit, ganador del Derby de Kentucky, dio positivo por una sustancia no permitida en el día de la carrera.

Peter Sherwood, juez retirado de la Corte Suprema del Estado de Nueva York, fungía como responsable de las audiencias de la Asociación Hípica, y había recomendado un castigo de dos años.

Baffert había pedido levantar la suspensión. Un mensaje que solicitaba comentarios de Baffert o de su abogado no encontró respuesta inmediata.

La decisión del panel es inapelable mediante procesos en la Asociación, desarrollada el año pasado luego que Baffert presentó una demanda exitosa en una corte federal para que se dejara sin efecto un castigo inicial en el estado.

Asimismo, Baffert pelea en una corte federal contra el veto de Churchill Downs que lo inhabilitó para contar con caballos en el Derby en 2022 y 23.

Bajo los términos de la suspensión acordada por el panel, Baffert podría tener caballos en Belmont Stakes el año próximo. El panel estuvo conformado por John J. Carusone, fiscal de Saratoga, Will Alempijevic, ejecutivo de la Asociación de Entrenadores de Purasangre de Nueva York y el reverendo Humberto Chávez, capellán de hipódromos de Nueva York.

En su fallo de 14 cuartillas, el panel discrepó con Sherwood, quien afirmaba que Baffert había “dopado» a sus caballos.

“Las drogas por cuyo uso Baffert fue citado en tres jurisdicciones se permiten y se usan comúnmente, pero mejoran de cualquier modo el desempeño en el sentido de que pueden suprimir lesiones y permitir que el caballo se desempeñe a un nivel normal pese a una lesión, si es que se encuentra que están en un nivel por encima del mínimo permisible”.

Medina Spirit dio positivo del corticoesteroide betametadona, que no es permitido en Kentucky el día de la carrera. El potro ganó el derby pero quedó descalificado. Dos semanas después, quedó tercero en Preakness.

Se desplomó y murió en diciembre en California. Los análisis no esclarecieron la causa.